IDOVEN

Así afecta el COVID a tu frecuencia cardíaca | IDOVEN

Así afecta el COVID a tu frecuencia cardíaca | IDOVEN

En el post de hoy vamos a tratar de explicar un tema complejo que está siendo objeto de numerosos estudios por parte de la comunidad científica:

Cambios en la frecuencia cardíaca en relación a la infección por COVID-19.

Uno de nuestros clientes nos comentó lo siguiente:

"Tuve dos días el pulso medio mucho más alto de lo normal. Como habéis podido observar en la medición que he hecho con IDOVEN, he tenido dos días con un pulso medio de 70 pulsaciones cuando mi media suele ser de 55 aproximadamente".

Pocos días después nos escribió para comentarnos que había dado positivo en COVID- 19 y que los dos días más intensos de la enfermedad, en estado febril, fueron los mismos días cuyo pulso subía de las 70 pulsaciones de media.

Para poder entender qué le ocurre a nuestro sistema cardíaco ante una enfermedad vírica como es el COVID-19, explicaremos qué ocurre durante y tras superar la infección por el virus SARS-CoV2.

Cambios en la frecuencia cardiaca durante el COVID-19:

Lo primero que debemos saber es que nuestro corazón está preparado para aumentar la frecuencia cardíaca ante determinadas situaciones, como es el ejercicio o el estrés, bien sea físico, como puede ser la enfermedad o emocional. El aumento del pulso es normal ante cualquier enfermedad que curse con fiebre, así la frecuencia cardíaca suele aumentar unas 15 pulsaciones por minuto por cada grado centígrado de elevación de la temperatura.

Las infecciones virales son cuadros bien conocidos que pueden ser la causa de síndromes coronarios agudos, arritmias o de la aparición o empeoramiento de episodios de insuficiencia cardiaca. El nuevo coronavirus SARS-CoV-2 es por tanto una nueva causa de problemas cardiovasculares.

El aumento del pulso nos puede dar información de que algo está ocurriendo en nuestro cuerpo, como fue el caso de nuestro cliente: analizó el estado de su corazón y tras constatar estos cambios de frecuencia cardíaca asociados a síntomas compatibles, se realizó la prueba de detección para virus SARS-CoV2, dando positivo.

Para controlar el pulso medio, las horas de sueño o los cambios en temperatura corporal se están realizando diversos estudios tomando como referencia los smartwatch. Con la monitorización que realizamos desde IDOVEN se pueden alcanzar diagnósticos más exactos. Recuerda que en este post puedes ver la diferencia entre un smartwatch y los servicios de IDOVEN.

Desde IDOVEN, recomendamos valoración médica si presenta fiebre, tos y dificultad para respirar, que son los síntomas principales de COVID-19.

Cambios en la frecuencia cardíaca después del COVID-19:

Una vez superada la enfermedad, puede ser normal que cueste recuperar la actividad cardíaca previa, pudiendo sentir falta de aire y cansancio durante algunos días y en algunos casos, semanas.

Uno de los problemas asociados a la epidemia por COVID-19 es que se está viendo un número notable de pacientes con síntomas persistentes como es la fatiga, las palpitaciones o las molestias torácicas tras haber superado aparentemente de forma exitosa la enfermedad. Según un estudio, hasta un 20% de los pacientes ingresados por COVID-19 tienen daño cardíaco y hasta un 60% de los pacientes que han sufrido COVID-19 recientemente tienen signos de inflamación miocárdica. Datos que nos obligan a vigilar aún más de cerca el estado de nuestro corazón.

Puede ser por tanto de utilidad, chequear nuestro sistema cardíaco si percibimos alteraciones en el pulso tras superar la enfermedad. Para ello, podemos hacer uso de nuestros servicio de cardiología profesional a distancia, ya que podemos conocer en menos de una semana cuál es el estado de nuestro corazón y analizar las posibles alteraciones de nuestro sistema cardíaco.

Si deseas conocer qué puede hacer IDOVEN por ti o tienes dudas sobre nuestros servicios puedes contáctanos en contact@idoven.ai